5 Remitips para mejorar las redes sociales de tu negocio

  • Categoría de la entrada:Mejora tu negocio
  • Tiempo de lectura:6 minutos de lectura
  • Autor de la entrada:
<b>Thalia Reyes</b>
Thalia Reyes

Especialista en soporte y éxito del cliente, coordinadora del programa de Remiteros

Para las personas con emprendimientos, proyectos y negocios, los últimos dos años han sido muy complicados. Con la irrupción de la pandemia y un mundo en constante cambio, el adaptar el negocio a la “nueva normalidad” requirió de la incorporación de nuevos conocimientos y habilidades. Entre ellas, la gestión de las redes sociales para conectar con los clientes y potenciar las ventas.

Las redes son la primera ventana que ofreces de tu negocio en Internet. Por eso, es importante preguntarse: ¿qué es lo primero que el cliente potencial debe saber? ¿Cómo puedo potenciar el uso de las redes para aumentar mis ventas?

Estas plataformas (Facebook, Instagram, TikTok y Twitter, entre otras) ayudan a generar una mayor conexión con los clientes y abren la posibilidad de exponer tu proyecto a una mayor audiencia. Además, las redes pueden generar conversión: es decir, generar más ventas, en la mayoría de los casos, sin tener que aumentar el nivel de gastos.

Desde Remitee buscamos facilitar la vida de las personas migrantes para establecerse en un nuevo país. Por eso es que decidimos comenzar con los Remitips, una serie de conversaciones con referentes y especialistas para brindar consejos y herramientas.

En línea con esta iniciativa, te dejamos cinco Remitips para mejorar las redes sociales de tu negocio.

1. Completa todos tus datos de contacto

Imaginemos que un potencial cliente entra a tu perfil en redes sociales y quiere contactarte. Si bien puede enviarte un mensaje privado por el chat de la aplicación, es importante que también estén visibles el nombre completo de tu negocio, qué servicios o productos vendes, los horarios de atención y la dirección.

Con la pandemia, gran parte de las ventas se realizan online. Sin embargo, es fundamental dejar la información completa de tu negocio a la vista del usuario para evitar consultas innecesarias y facilitar el acceso al local físico (en caso de tener uno) o página web. Si vendes solo de forma virtual, puedes reemplazar la dirección por el sitio web del emprendimiento o proyecto.

2. Crea un logo que te identifique y úsalo como foto de perfil

El logo representa la identidad de la marca. Este debe transmitir los valores, la forma de trabajar o aquello que quieras transmitir de tu negocio. Un buen logo atrae la atención de los usuarios, permite a los clientes reconocer tu negocio e identificarte con el producto o servicio que ofreces. Además, es una buena forma de diferenciarte de la competencia.

Al tener el logo, úsalo como foto de perfil: permitirá a los usuarios de las redes identificar qué servicio o producto ofreces y tu cuenta oficial más fácilmente.

3. Logra una imagen consistente

Todo aquel que trabaja con las redes sociales se preocupa en algún momento por tener un perfil estético. Este no tiene que ser perfecto para ser atractivo, pero la parte visual es muy importante: a primera vista, es lo primero que impacta en los usuarios. Sin embargo, también es fundamental que el contenido sea de valor y logres conectar con el público.

Usa siempre los mismos colores y tipografías. Es importante definir la paleta de colores y no usar más de tres o cuatro en los posteos, portadas de videos e historias. Esto ayudará a la coherencia visual. En cuanto a las tipografías, idealmente, puedes elegir dos: una para textos más largos y otra para resaltar palabras o títulos.

Es fundamental que las tipografías elegidas sean legibles y respeten los “niveles de lectura”. Las jerarquías ayudarán a los usuarios a comprender de manera más natural cuál es el encabezado, cuáles son los párrafos e identificar el resto de los elementos que acompañan el texto.

Mantiene un estilo. Para lograr una identidad visual es esencial tener en cuenta qué elementos gráficos se usarán para el feed. En cuanto a las fotografías -por ejemplo, fotos de productos- procura buscar espacios con buena iluminación y fondos claros.

4. Publica regularmente

Para que los algoritmos de las redes sociales te muestren a tus seguidores y nuevos usuarios, es importante publicar contenido de forma seguida. Sin embargo, en redes es mucho más importante la constancia antes que la cantidad. De nada sirve postear todos los días para luego abandonar por dos meses. Aquí es donde entra en juego el arte de la planificación.

Ahorrar tiempo. Planificar te ayudará a ganar tiempo. Si dedicas algunos días del mes para pensar, generar y programar el contenido del mes siguiente, luego te ahorrarás tiempo que podrás utilizar en otras tareas. 

Organización. Si planificas el contenido con tiempo podrás organizarte mejor y no estarás hasta último momento decidiendo qué publicar porque hace días que no subes nada.

Previsión. La planificación te permite tener previsión. Te aseguras de no perderte promociones especiales o fechas importantes de las que quieras formar parte.

5. Interactúa con otras marcas y con tus clientes

Una última buena práctica en redes sociales es interactuar con los usuarios y otras cuentas de emprendedores. Invita a tus clientes a subir sus testimonios y a comentar lo que haces. Esto te ayudará a aumentar el engagement -la interacción que el público tiene con tu contenido- y a mostrarte humano, receptivo y generar empatía con otros clientes actuales y potenciales.

Es importante también responder a los comentarios y reseñas de los usuarios: esto demuestra que uno se preocupa por las experiencias de los clientes. Este tipo de atención genera una gran impresión en las personas que estén buscando comprar tu producto o contratar tu servicio.

Y tú, ¿qué haces para mejorar las redes sociales de tu negocio? En Remitee queremos brindarte herramientas para que puedas progresar. Si eres comerciante, cuéntanos sobre qué temáticas te gustaría que te brindemos información o consejos.